fbpx

Búnker de papel: la lectura en tiempos de pandemia

librerías en cuarentena

En marzo de este año, en Argentina comenzamos a transitar el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio debido a la pandemia más fuerte de los últimos tiempos. Este hecho afectó nuestro estilo de vida y hábitos, lo cual hizo que busquemos alternativas frente a la cuarentena.

Es por ello que la lectura ha sido muy recomendada para sobrellevar este contexto inoportuno. No sólo para despejar un poco la mente frente a tanta adversidad, sino por los efectos que puede generar una lectura enriquecedora a largo plazo. Adentrarse en un libro genera sensaciones desconocidas pero placenteras, hace que podamos desconectarnos al menos unos minutos de nuestra realidad e ingresar en un mundo nuevo.

Los lectores han encontrado un espacio adecuado para la lectura. El encierro y el tiempo libre generan condiciones propicias para poder concentrarnos y disfrutar de esta actividad.

Sin embargo, quienes han tenido que hacer frente a este contexto, entre muchos otros rubros, son las librerías. En Buenos Aires estos espacios han tenido que optar por nuevas alternativas para subsistir. Por ejemplo, los envíos y entregas en puerta. También muchos otros adoptaron el formato digital para poder continuar con su negocio. Otra opción muy solicitada ha sido la suscripción a clubes de lectura. Las librerías ofrecen este servicio mensual que consiste en recibir libros elegidos por los librerxs y difundirlos entre sus socios.

Para comprender mejor la nueva dinámica de las librerías, entrevistamos a Paz y Tito, librerxs de Saint Exupery (Piñero 975, Bella Vista, San Miguel // https://saintexuperylibros.mitiendanube.com/)

– ¿Encontraron alguna diferencia en el hábito de la lectura en este contexto?

– Sí. Toda nuestra rutina cambió y con ella nuestros hábitos. La noche del 19 de marzo, cuando Alberto (Fernández) hablo por cadena nacional, estábamos en la librería. Cuando terminamos de cerrar tareas urgentes antes el confinamiento, nos preparamos una caja de libros para cada uno. El panorama era prometedor, tiempo libre, hogar y lecturas pendientes. Leímos solo un 30% de aquella primera selección. Nuestros espacios y tiempos de lectura ya no eran los mismos, no hubo más viajes en tren, y nuestra casa se volvió espacio de trabajo. Con el pasar del tiempo, y aceptando este paréntesis como nueva normalidad, fuimos haciéndole nuevos tiempos y espacios a la lectura. Hoy ya es un hábito nuevamente.

– ¿Consideran que la lectura ha sido una gran aliada para sobrellevar la cuarentena?

– En nuestro caso, el nivel de trabajo creció. Entendemos que sobrellevamos la cuarentena más desde el lado productivo que recreativo. Sin embargo, dada nuestra profesión, leer también es parte de nuestra productividad.

– ¿Se han volcado por algún género en específico?

– Paz: En mi caso, una vez que ordene mi nueva rutina, me organicé para encarar lecturas pendientes de una manera más comprometida. Deje de leer libros sueltos para comenzar a leer/estudiar por conjunto. La obra de Sara Gallardo, por un lado; Una selección cronológica de autores japoneses y una selección de cuentos Argentinos del S XX.

-Tito: En mi caso por temas laborales me volqué a lecturas sobre música desde lo ensayístico y/o historia reciente. También encaré un par de poemarios y novelas clásicas contemporáneas que tenía pendientes.

-¿Han tenido que optar por nuevas estrategias de venta frente a este contexto?

-Sí. Fue un desafío grande en principio. Teníamos idea desde hace tiempo de desarrollar y expandirnos en la venta online, pero nunca llegábamos a ocuparnos realmente de ello. Estamos muy felices, cansados pero satisfechos. Creemos que solidificamos nuestra comunicación en redes; desarrollamos un sistema de logística propia que abarca municipios vecinos y CABA; y nos pusimos al día con la actualización de novedades en nuestra Tienda Nube y Mercado Libre.

-¿Consideran que la venta online favoreció al conjunto de librerías?

-Favoreció a aquellas librerías que tienen presencia en redes por un lado, y fidelización con sus lectores. En nuestro caso, sentimos que la comunidad lectora se consolido muchísimo, nuestrxs clientxs estuvieron firmes desde el día 1 apoyándonos y motivándonos a continuar. Y por otro lado, la venta online nos sirvió para llegar a muchísimos lectores de municipios vecinos que tal vez todavía no tenían una librería amiga.

-¿Consideran que creció la venta de algún género en específico?

-Creemos que las más beneficiadas fueron las editoriales independientes. Tienen un laburo de promoción impecable. Son creativas y llaman muchísimo la atención en redes. Y para sumar, trabajan de manera sustentable cuidando a todo el sector. Crean una verdadera red entre autores, editores, libreros y lectores.

-Como sabemos, les niñes han tenido que permanecer en sus casas junto a sus familias. ¿Esto generó algún cambio en cuanto a la venta de libros infantiles?

-Sí. La venta de libros infantiles también creció. Hay niñes que nos fueron pidiendo tomo a tomo de alguna colección hasta completarla. Recomendar a distancia o a través de videollamadas no es fácil con los más peques, pero padres y madres con muchísima paciencia hicieron un gran trabajo para estimular y dar continuidad a las lecturas.

-Conociendo los gustos de sus compradorxs, ¿recomiendan algún libro?

-Si aún no las leyeron, las dos grandes novelas de esta cuarentena fueron Desierto sonoro de Valeria Luiselli y Nuestra parte de noche de Mariana Enriquez, con la que ganó el premio Herralde. Pero recomendamos con mucho amor la reedición del Kincón de Miguel Briante que largó la editorial Alto Pogo. Lo enviamos en nuestra membresía y tuvimos respuestas hermosas.

                Agradecemos a los librerxs entrevistados por darnos, en primera persona, un relato de esta nueva “normalidad” para la lectura.

El aislamiento ha permitido, de alguna forma, poder retomar esta actividad tan placentera y útil, ya que no sólo obtenemos los beneficios primeros de la lectura, sino que ha permitido sobrellevar los primeros meses de esta inesperada pandemia dentro de nuestro bunker de papel.

Nazarena Figueroa es Estudiante de Gestión del Arte y la Cultura (UNTREF). Escritora. Música y cantante.

Te puede interesar


“Boludo” y “pelotudo”, palabras populares en Argentina.

Si el idioma español de por sí resulta complejo de aprender debido a la diferenciación de géneros, variedad de sinónimos ...
Leer Más
trevelin tulip

El campo de los sueños. Breve memoria del pequeño Edén de Trevelin (Chubut)

“Ahora los bosques están cubiertos de hojas, ahora el año está en su más bella estación”.
Virgilio “Podrán cortar todas ...
Leer Más
video streaming

Cuarentena y Video Streaming

Cuando anunciaron el Quilmes Rock versión streaming, la curiosidad y la necesidad de conectar desde la cuarentena con aquel mundo ...
Leer Más
Loading...

One thought on “Búnker de papel: la lectura en tiempos de pandemia”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »
shares